Una sesión de fotos no solamente es tomar fotos y listo, es toda una experiencia. Desde la planeación de lo que utilizarás, como te peinarás, el maquillaje, y ya durante la sesión, el desarrollo de cada pose para mostrar lo bella que eres.

   No olvidaré la primera vez que una persona a la que retraté me comentó que ella siempre había soñado con una sesión  de fotos y que durante la sesión se sintió especial, bonita.

   Creo que cada mujer debería tener fotografías que muestren lo bella que es, que muestre lo mejor de si misma,  fotografías bellas para compartir con las personas que amas y que te aman, que  nos hagan sentir orgullosas,  que queramos mostrar en nuestros hogares, que usemos en nuestras redes sociales o negocio, para dar a alguien querido, y existir en fotos para ellos y con  recuerdo de un momento de nuestras vidas.

    Así que, es bueno de vez en cuando dar pausa a nuestra ajetreada vida y permitirnos tiempo para nosotras  y registrar en fotos un bello recuerdo.

 

                                            Con cariño, Melissa